Aislamiento social: ¿Cuál es el impacto en la mente?

Pensamientos, comportamientos y emociones disfuncionales, podrían alertarnos sobre la aparición de problemas de salud mental.

Columnistas

35 artigos


27 de marzo de 2020

El aislamiento social es la mejor actitud para frenar el avance de Covid-19. Pero ¿cómo podemos mantener nuestra salud mental durante los días de confinamiento? 

Vivimos en un contexto de alerta frente a la pandemia del coronavirus. Las noticias hablan sobre el aislamiento social y diversas actitudes que no formaban parte de nuestra rutina. En este momento, sentimientos de miedo y ansiedad son muy comunes. 

Como resultado, debemos considerar como sociedad, que la salud mental de las personas es un aspecto importante que no puede ser abandonado, y debe ser debatido de forma amplia en este tiempo de crisis. 

 Sin embargo, un estudio realizado por Brooks y colaboradores (2020) del King´s College London (calificado como una de las diez universidades más respetadas del mundo), señala algunos factores estresantes que pueden estar asociados con el fenómeno del aislamiento social.

El aislamiento social puede tener efectos en la salud mental.

De forma específica, este estudio hizo una revisión bibliográfica de veinticuatro artículos científicos publicados mundialmente, que estaban relacionados a contextos de emergencias y aislamiento social.

Los resultados más importantes señalados en este artículo advirtieron sobre la aparición de síntomas de estrés postraumático, confusión e ira.

En este caso, tenemos como potenciales factores estresantes , miedo a la infección, sentimientos de frustración y aburrimiento, pérdidas financieras y desinformación y / o información confusa.

De la encuesta de estos impactos psicológicos, surge una preocupación importante: ¿cómo identificar pensamientos, comportamientos y emociones disfuncionales que podrían alertarnos sobre la aparición de problemas de salud mental?

La respuesta más inmediata a esta pregunta es considerar dos factores principales. Primero, la frecuencia de aparición de estos síntomas.

Y segundo, el grado de daño que generan en la vida diaria del individuo, dañando su bienestar, calidad de vida y relaciones sociales.

Bueno, para tratar con estos sentimientos, pensamientos y comportamientos disfuncionales asociados con el aislamiento social, a continuación, te dejamos algunos consejos que te ayudarán a conservar tu salud mental, en medio del confinamiento debido a la pandemia.

En aislamiento social …

Piensa

Acerca de lo que sientes y trata de reconocer las emociones disfuncionales que estás experimentando.

Verás, es importante comprender que sentirse confundido, enojado o ansioso es normal.

Pero cuando estos sentimientos se apoderan de tu día y dañan tus relaciones con familiares, amigos o compañeros de trabajo, ¡puede ser una señal de advertencia!

Búsca

Relacionarte con personas de confianza, con quienes puedes compartir lo que sientes. Con el aislamiento social, las reuniones están restringidas. ¡Pero puedes usar la tecnología a tu favor!

Incluso en línea, habla con estas personas de confianza y abre tu corazón para decir lo que te molesta.

Después de todo, este es un momento delicado para todos. Y, quién sabe, cuando te desahogas con un amigo y le hablas de estos sentimientos experimentados en el aislamiento social, también lo ayudas a enfrentar esta fase.

Pregunta

Cuestiona críticamente la información a la que tienes acceso. Para esto, asegúrese de que la fuente de información es segura, además de seleccionar lo que lees.

Además, reflexiona sobre la información que has consumido en el aislamiento social. Pregúntese: “¿Cómo me está ayudando esta información?”

O “¿en qué puedo mejorar frente a todo este contenido que estoy adquiriendo?”.

Tales preguntas son herramientas importantes para hacerle frente a las condiciones de incomodidad.

Finalmente, no comparta información que genere alarmas innecesarias. El fenómeno Covid-19 no es solo un fenómeno de salud pública, sino también un fenómeno social.

En otras palabras, esto implica relaciones de comunicación. Puede haber pérdidas si la información se consume de manera distorsionada o excesiva.

Desarrollar

Autorresponsabilidad, Es decir, puedes sentirte mal frente a todo este contexto, y tienes derecho a hablar de ello. Pero también tienes responsabilidades que cumplir.

Sobre todo, comprométete con una actitud responsable, respetando las recomendaciones de salud pública y la vigilancia epidemiológica.

Dr. Caroline Mora Branco Salles, Psicóloga y Doctora en proceso de Desenvolvimiento Humano y Salud (UNB) y docente del Centro Universitario IESB.


Voltar