Ser agradecido es bueno para tu salud

Comienza un nuevo año poniendo en práctica lo que puede cambiar tu vida: la gratitud.

Alessandra Guimarães

Periodista y gestora de contenido

15 Artículos


30 de diciembre de 2019

¿Tienes la costumbre de agradecer diariamente? Parece ser algo simple y además, ser agradecido es bueno para la salud!

Por esta razón debemos ser agradecidos diariamente e intencionalmente. No solo por una cuestión de educación – porque practicar gratitud va mucho más allá del “muchas gracias”, – el ser agradecido hace bien a la salud como un todo. 

Antes de descubrir los beneficios de ser agradecido diariamente, haz una prueba personal para saber si la gratitud en tu vida ya es una realidad:  Al finalizar tu día, piensa en tres motivos por los cuales estás agradecido. Debes decirlos en voz alta y explicar por qué te sientes así.

Si no puedes encontrar estos tres motivos al finalizar el día, probablemente la balanza que mide cuánto estás agradecido esta un poco oxidada.

Esto sucede porque estamos condicionados a ser agradecidos por cosas grandes como un aumento de salario, un viaje, un nuevo empleo o nuevas relaciones. 

Por eso, al ser al agradecidos por lo simple – llegar bien del trabajo, ver a tus hijos despertar por la mañana, preparar una buena comida, etc. – hace que nuestra perspectiva sobre la vida cambie.

Busca tres motivos por los cuales estás agradecido hoy. Este es un ejercicio eficaz para practicar la gratitud diariamente. 

La gratitud es fundamental para la salud mental. 

Ya entendimos que tener motivos para agradecer y que esto no ocurre solo con grandes situaciones, ¿Verdad?

Entonces, vivir en gratitud – no importa cuán grande o pequeña sea – es consumir dosis diarias de felicidad. 

Con esto, tu vida adquiere un nuevo propósito. Empiezas a ver belleza en lo que es normal y común: como un encuentro casual con un ser querido, el viento que corre y seca la ropa colgada en la cuerda, etc. 

Por este nuevo sentido de vida, el estrés, la depresión, la rabia, la venganza y otros sentimientos negativos le dan lugar a la esperanza, la fé, la alegría y otros sentimientos positivos. 

Creer que todo es un regalos en nuestras vidas – y que la propia vida es una grande dádiva- es un importante ingrediente para la construcción de la felicidad. Principalmente en una época en la cual el suicidio ha tomado muchas víctimas.

Ser agradecido hace bien a la salud física.

Ejercer la gratitud, es saborear cada día de forma única, como un regalo que has recibido. Y pensar de esta forma no cambia solo la salud mental, sino también la física.

Según un estudio realizado por la American Psychological Association (Sociedad Americana de Psicología, en español), Pacientes cardiacos que demuestran gratitud, poseen menos inflamación en el organismo. 

Con esto, los especialistas vieron mejoras en la calidad del sueño, fatiga y humor. En este estudio, los especialistas concluyeron que, sin duda alguna, ser agradecido hace bien a la salud del corazón. 

Fue así que,  en la segunda fase, los investigadores decidieron implementar el diario de gratitud, un cuaderno donde todas las noches los pacientes escribían los motivos del dia por los cuales estaban agradecidos. 

Con esta técnica, los investigadores también obtuvieron mejores resultados! El riesgo cardiaco de este grupo disminuyó, proporcionando más salud a los pacientes.  

Año nuevo, actitudes nuevas. 

Un nuevo año comenzó y si deseas que sea mejor que el 2019, decide ser agradecido sobre todo y cualquier tipo de circunstancias. 

Para esto, abandona el negativismo, las reclamaciones, las intrigas y otras actitud que son perjudiciales para la salud como un todo. 

Incluye la fuerza de la gratitud por lo simple, por lo común y por las cosas grandes también, en tu dia a dia. 

Es importante tener un espíritu de gratitud como hábito, esto te ayudará en el 2020 a cambiar el lente por el cual ves el mundo!

Muchas felicidades y un próspero año nuevo lleno de gratitud… 

Volver